Pitrola en contra del DNU de Macri sobre ART

En la reunión Bicameral que trató el DNU de Macri sobre ART, el diputado Néstor Pitrola (Partido Obrero – FIT), que concurrió junto con representantes del movimiento obrero clasista, expuso su rechazo a la reforma de la ley de riegos del trabajo.

A esta altura del debate, resulta una hipocresía hacer una celebración republicana de que se vaya a aprobar en sesión extraordinaria una ley que afecta por igual que el DNU la salud y la vida de ocho millones de trabajadores.

Ello no le resta importancia política al hecho de que esta Bicameral rechace el DNU, porque hace que el debate en Diputados empiece en otro cuadro.

Pero alertamos que, por la vía del decreto o por la vía de la ley que tiene media sanción del Senado, estamos ante una reforma que es una nueva vuelta de tuerca en el régimen de las ART de la muerte.

No estamos ante una industria del juicio, sino ante una industria de los accidentes de trabajo, para favorecer a los empresarios que no invierten en prevención, la pavorosa cifra de 700 mil accidentes por año lo testimonia. No hay trabajo insalubre, sino tareas laborales que se desarrollan en condiciones de insalubridad.

Y esta reforma está asociada a bajar costos laborales y al negocio de las ART, lo que hará todavía más barato el accidente que la prevención.

La reforma de ART está asociada a una nueva generación de Reforma Laboral.

Ante la Comisión Bicameral, Pitrola declaró:

Luego de escuchar aquí al doctor Funes de Rioja, directivo de la UIA, sabemos quién redactó el decreto presidencial.

Y agregó: Aquí expuso uno de los máximos representantes de la clase empresarial del país, pero no estuvo la CGT.

Los únicos representantes de la clase obrera industrial que vinieron a rechazar esta reforma son los dirigentes de los gremios de lucha, como los compañeros del Subte que acumulan 5 muertes en 6 años del SITRAIC de la construcción y del SUTNA (neumático), que tienen un alto índice de accidentes de trabajo.

Pitrola concluyó su intervención sosteniendo:

Nuestra política es el control obrero de la seguridad e higiene en los lugares de trabajo, sobre lo cual tenemos presentado un proyecto de ley.