Venden uno de los autos de la primer saga de Rápido y Furioso

Venden uno de los autos de Rápido y Furioso: está firmado por Paul Walker
Está valuado en US$ 100 mil y tiene hasta una Playstation.

Salió a la venta un Volkswagen Jetta de 1995 que fue usado en la primera película de la saga Rápido y furioso. En el alerón tiene la firma de Paul Walker, uno de sus protagonistas, la de Rob Cohen, el director del film, y de Chad Lindberg, el actor que usó el auto en la ficción. Está valuado en US $100 mil.

Lo vende la casa Luxury Auto Collection, de Arizona, Estados Unidos. Hoy, el vehículo está en manos de otro actor: Frankie Muniz (conocido por la serie Malcolm), que lo compró y mantuvo en perfecto estado durante trece años.

El motor es de cuatro cilindros 2.0 y de caja automática.

Tiene un típico aspecto pistero: llantas deportivas, faldones, paragolpes y un gran alerón, donde están las firmas de los tres hombres.

El tercero de ellos, Lindberg, es el que interpretaba a Jesse en la película.

En la parte de adentro, tiene butacas de competición, una jaula antivuelco, una pantalla, un sistema de audio Alpine y una Playstation 2.

El auto está autografiado por Paul Walker, Chad Lindberg, y el director de la película Rob Cohen.

Los especialistas apuntan a que uno de los atractivos más importantes será la firma de Walker, que murió en 2013 en un accidente de tránsito.